Nosotros

Comparte en Redes

NOSOTROS

Nuestro organismo tiene como fundamento: la promoción, difusión y ejercicio del tiro deportivo en las mo

dalidades de armas largas y cortas. Las actividades de realizan ajustadas a lo establecido en la Ley 17.798 de control de armas de fuego y explosivos. Asimismo y en cumplimiento con la normativa vigente, muestra institución forma parte la Federación Deportiva Nacional de Tiro, personalidad jurídica y registro en Chiledeportes.

Nuestro club cobró vida jurídica el ocho mayo de 1984. Desde entonces se encuentra organizando eventos deportivos. De nuestras convocatorias hace eco en un importante número de entusiastas, que llegan a participar desde diferentes zonas geográficas del país.

La institución cuenta con un amplio número de socios registrados, tiradores de excelencia  que se reparten por las diferentes categorías, quienes hasta ahora, son los encargados de representar a la región del Libertador en diversos campeonatos.

DIRECTIVA

  • Presidente: Horacio Arriagada Uribe
  • Tesorero:   Roberto Arias Mezzano
  • Secretario: Juan Salas Muñoz
  • Primer Director: Leonardo Reyes Cornejo
  • Segundo Director: Nora Carolina Arriagada Pavez,
  • Tercer Director: Enrique Fuentes Ortiz,
  • Cuarto Director: Guillermo Navarro Rivera,
  • Quinto Director: Nelson Arriagada Pavez
  • Sexto Director: Luis Felipe Gallo Araya
  • Vicepresidente Honorario: Guillermo Massera Ungerer
  • Director Honorario: Alf Von Harper Von Whal

 

SOBRE EL TENIENTE MERINO

Teniente Hernán Merino Correa, oficial mártir de Carabineros, nacido en Antofagasta el 17 de julio de 1936.

Hernán Merino Correa fue Hijo del capitán de Carabineros Carlos Merino Charpentier y de Ana Correa de la Fuente.

En diciembre 1957 egresó como subteniente. Luego de realizar labores en diferentes unidades fue ascendido a teniente. En marzo de 1961 fue destinado a la prefectura de Aysén donde  sirvió hasta 1964.

Luego de un periodo de capacitación en la capital volvió a la undécima región en calidad de jefe de la tenencia Cochrane. Además de las tareas policiales cotidianas, se ocupó de asuntos fronterizos en la zona.

Tras la queja de hostigamiento por parte de un colono chileno, respecto de gendarmes argentinos, integró una patrulla con la que llegó a Laguna del Desierto.  El 6 de noviembre de 1965, el grupo fue rodeado por un número superior de agentes trasandinos, durante el alboroto y en el afán de proteger a su superior, el teniente Merino dejó de existir.

Por su accionar, recibió de forma póstuma, la medalla al valor. Asimismo fue promovido a general por gracia. Sus restos descansan en el monumento Gloria y Victoria de los mártires de Carabineros.

Comparte en Redes